domingo, 30 de enero de 2011

Huevos de Axolotl podrían ayudar a combatir cancer


Una causa común del cáncer es cuando las células son alteradas o mutadas y los genes supresores de temores del organismo se encuentran apagadas. Científicos en la Universidad de Nottingham consiguieron tomar un grupo de células cancerosas y ponerlas nuevamente bajo control por medio de la reactivación de los genes supresores de células cancerosas, empleando un extracto de óvulos de óvulos. Los científicos afirman que el descubrimiento podría dar inicio a una nueva plataforma tecnológica para el tratamiento de una variedad de tipos de cáncer.

 El proceso de división celular es controlado por genes específicos y estos son activados o desactivados dependiendo de su función. Entre los más importantes de estos genes están los genes supresores de tumores.
Estos genes reprimen el desarrollo del cáncer y normalmente actúan cómo un punto de control en el ciclo de división celular. Por lo tanto, una causa común del cáncer es cuando por un motivo u otro estos genes se "apagan".

La activación/desactivación en los genes es controlada por la modificación de proteínas que están ligadas al ADN en la célula, la cual se conoce como modificación epigenética. Losgenes supresores de tumores en muchos tipos de cáncer son apagados por estas marcas epigenéticas, lo que constituye la causa principal de tumores.

En un esfuerzo para revertir este proceso, los investigadores empezaron a estudiar la salamandra axolotl, un animal bien conocido por su habilidad para regenerar la mayoría de las partes de su cuerpo. Los científicos descubrieron que los humanos evolucionaron de animales que se asemejaban a los axolotls y por lo tanto las proteínas en los axolotls son bastante similares a las que se pueden hallar en los humanos. Los óvulos de axolotl contienen moléculas que tienen una actividad modificadora epigenética muy poderosa y una gran capacidad de cambiar las marcas epigenéticas en el ADN de las células humanas.

 Al tratar las células cancerosas con extracto de óvulos de axolotl, los investigadores fueron capaces de reactivar los genes supresores de tumores, lo cuál detiene el crecimiento del cáncer. Después de 60 días, los científicos aún no habían encontrado evidencia de crecimiento cancerígeno.

De acuerdo a los científicos, la identificación de las proteínas en los  óvulos de axolotl que son responsables de esta supresión en la actividad tumoral es un objetivo de investigación futura de importancia mayor que podría llevar al desarrollo de una poderosa arma contra el cáncer.


SHARE THIS

Author:

0 comentarios: