viernes, 3 de junio de 2011

El BodyGuard, nuevo dispositivo de aturdimiento para la policía


Los oficiales que combaten el criment muy pronto contarán con una nueva herramienta en su arsenal, una que ha sido diseñada literalmente para atemorizar a los criminales. Con un sistema taser integrado, una cámara de video y armadura protectora para el antebrazo, el BodyGuard es un dispositivo de aturdimiento que ciertamente cuenta con una apariencia futurista. El BodyGuard ya ha sido empleado en simulacros de motines en West Virginia y se espera que dentro de poco sea empleado en las ciudades. De hecho, las pruebas y evaluaciones del dispositivo comenzarán en Los Angeles a finales de este año.

Impulsado por una serie de ataques de pumas en una de sus rutas favoritas de excursión en Orange County, Dave Brown se propuso desarrollar un dispositivo para protegerse de ataques de animales que pudiese ser usado mientras monta en bicicleta. Esto le llevó a considerar la idea de un sistema de aturdimiento de manos libres y rapidamente reconoció el potencial de tal dispositivo no letal en el área de la aplicación de la ley.


El resultado es el BodyGuard, el cual agrupa sus múltiples componentes bajo una cubierta de plástico de alto impacto unida a un guante y a una cubierta para el antebrazo. El prototipo BodyGuard 9X1-HD01 incluye diversos aditamentos como dos picos de Taser montados cerca de la muñeca que están diseñados principalente para actuar como un elemento de disuación mediante una chispa ruidosa y la producción de un arco eléctrico en medio de los electrodos para intimidar sospechosos. Los picos son activados tirando de un pin de seguridad y presionando un botón colocado en la palma del guante del BodyGuard.

Así mismo el sistema cuenta con una linterna LED y un rayo láser verde para designar objetivos que sirven para hacerle saber al sospechoso que sus acciones están siendo grabadas por la cámara de video 720p HD del BodyGuard. Con esto se busca evitar que cualquier confrontación escale innecesariamente. Pero, si aún así las cosas se salen de control, el portador puede enviar una sacudida no letal de electricidad para incapacitar al sospechoso con solo tocarlo con los electrodos montados en la muñeca.

Brown también diseñó el BodyGuard para que sea modular, de tal modo que pueda añadirsele otros equipos como un GPS, comunicaciones radiales, lectores biométricos, lectores automáticos de placas de licencias, sensores químicos, receptor/emisor de video en vivo o un monitor de ritmo cardíaco que permita enviar una alerta por un oficial en peligro.

Las primeras unidades de pre-producción del BodyGuard serán sometidas a evaluación con el Departamento de Policía de Los Angeles a finales de este año. Brown ha declarado que el dispositivo ha llamado la atención del Departamento de Defensa, el cual está analizando como podría ser empleado por los soldados en el campo.





SHARE THIS

Author:

0 comentarios: