jueves, 30 de junio de 2011

Nuevo UAV de ala variable


El rol de los vehículos aéreos no tripulados (UAV) se ha expandido con rapidez tanto en el campo militar como civil durante la decada pasada. Si bien la mayoría de los diseños son versiones en miniatura de aeronaves convencionakles, es de esperar que dentro de poco veamos diseños más radicales. Tratando de diseñar la nueva generación de UAV, los ingenieros están tratando de mirar más allá de las limitaciones de las aeronaves de ala fija y ala rotatoria, por lo cual están estudiando los mejores exponentes naturales del vuel, es decir las aves. Actualmente hay UAV que vuelan aleteando las alas e incluso se diseñó uno basado en los pterodáctilos.

Ahora, un grupo de ingenieros del UC San Diego están trabajando en el desarrollo de un UAV que implemente técnicas de ala-variable que resulte en una aeronave similar a un ave que sea capaz de aterrizar en un punto en específico.

El objetivo primordial del proyecto es crear un UAV que pueda volar con la eficiencia de una aeronave de ala fija y que pueda aterrizar realizar un aterrizaje vertical como un vehículo de ala rotatoria. Para conseguir esto, los ingenieros están estudiando la forma de las alas y las técnias de batido de las aves.

Uno de los comportamientos clave observadas en las aves ha sido el uso del movimiento de barrido del ala para controlar el grado de inclinación tanto durante el vuelo horizontal como durante el vuelo estacional. Los pájaros pueden mover sus alas en una variedad de formas, lo que les brinda un nivel de control aerodinámico superior al de cualquier aparato de vuelo fabricado por el hombre.

El equipo analizó el movimiento de las alas de buhos y halcones en cámara lenta para investigar como la forma de alas y el aleteo pueden emplearse para aterrizar de manera vertical.

El resultado es un pequeño UAV controlado remotamente fabricado casi en su totalidad de madera de balsa, fibra de vidrio y espuma de forma similar a los aviones usados para esparcimiento. Para las alas se empleó fibra de carbono y el movimiento de barrido variable fue conseguido mediante la introducción de tubos de fibra de carbono en la estructura del codo de la juntura.

Los investigadores han probado el aparato usando modelado por computador y reportan que los resultados han validado el concepto del uso del barrido del ala para el control del ángulo de la aeronave. El siguiente paso es combinar el giro del ala, el aleteo u otros enfoques basados en la forma de las alas para conseguir que el aparato consiga posarse en punto de forma vertical.

Combinando estos aspectos en un UAV inteligente constituye la meta final. Un pequeño UAV que sea capaz de maniobrar y aterrizar como un ave será una herramienta valiosa para vigilancia, busqueda y rescate.





SHARE THIS

Author:

0 comentarios: