jueves, 1 de septiembre de 2011

Cerebro sintético más cerca con creación de sinápsis artificial

Probablemente aún falta mucho tiempo antes de que aparezcan y paseen entre nosotros los androides conscientes de sí mismos. Sin embargo, este escenario se ha hecho un poco más probable gracias a las investigaciones de un grupo de científicos de la Universidad del Sur de California, los cuáles han creado un circuito que funciona a base de sinapsis empleando nanotubos de carbono. Una versión artificial de las conexiones que permiten a los impulsos eléctricos pasar entre las neuronas de nuestro cerebro, este circuito podría algún día constituir uno de los componentes básicos de un cerebro sintético.

El equipo fue liderado por los profesores Alice Parker y Chongwu Zhou. Parker ha estado investigando la viabilidad de crear un cerebro artificial durante los pasados cinco años, como parte del proyecto  BioRC Biomimetic Real-Time Cortex (Proyecto de Biomimética en Tiempo Real de la Corteza BioRC).
El circuito en sí consiste en nanotubos de carbono altamente alineados que se cultivan sobre una oblea de cuarzo, de donde son transferidos a un sustrato de silicio. Lo que hace el circuito es imitar una sinapsis real en la medida en que las ondas de los impulsos eléctricos son enviados a él. El resultado final se asemeja en forma, amplitudes y duraciones a los impulsos eléctricos producidos por las sinapsis biológicas. En pocas palabras, el dispositivo puede recibir y procesar el tipo de impulsos generados por neuronas reales y enviarlos en una forma tal que puedan ser procesados por otras neuronas. Incluso puede variar la intensidad de estos impulsos, tal como ocurre en las sinapsis reales en un  proceso biológico que se cree facilita el aprendizaje.


Esta investigación se inició con la pregunta: ¿Es posible construir un circuito capaz de actuar como una neurona? Ahora que se ha creado tal circuito la siguiente etapa es aún más compleja. Ahora los científicos deben determinar como construir estructuras con estos circuitos que sean capaces de imitar una neurona y que en un futuro puedan llevar a la creación deun cerebro artificial.

Si bien Parker afirma que los cerebros sintéticos aún están a decadas de distancia, cree que esta tecnología podría emplearse en nanotecnología de prótesis para el tratamiento de lesiones cerebrales, o para diseñar sistemas inteligentes que puedan usar para hacer los carros más seguros, además de muchas otras aplicaciones potenciales.






SHARE THIS

Author:

0 comentarios: