miércoles, 7 de diciembre de 2011

Nuevo Chip Ultradelgado de Bajo Consumo de Molibdenita


La molibdenita es un material con propiedades bastante interesantes el cual se emplea normalmente como lubricante y que podría algún día convertirse en el sustituto del silicio para la construcción de transistores y otros circuitos eléctricos. Este compuesto es mucho más eficiente energéticamente que el silicio y puede cortarse en bandas de tan solo 3 atomos de grosor, lo que significa que puede emplearse para fabricar transistores hasta tres veces más pequeños que los actuales los cuáles además son más flexibles para el arranque. Recientemente, la tecnología demostró ser exitosa con las pruebas efectuada en Suiza con el primer microship de molibdenita fabricado en todo el mundo.

En la actualidad, el silicio domina casi todos los aspectos de nuestras vidas tecnológicas ya que es el ingrediente principal en los semiconductores empleados en la mayoría de los dispositivos electrónicos. No obstante, los ingenieros se están aproximando a los límites de las capacidades del silicio conforme continúan tratando de reducir el tamaño de esos dispositivos para hacerlos más ligeros y portátiles. Además, las capas de silicio de menos de dos nanómetros de grosor empiezan a oxidarse con rapidez, lo que las hace inútiles como componentes electrónicos.

La molibdenita (disulfuro de molibdeno o MoS2), por el contrario, puede ser cortado en capaz mucho más delgadas, de hasta 3 átomos de grosor. Además, este metal abundante cuenta con dos ventajas clave.

En primer lugar, los transistores hechos de molibdenita pueden ser puestos en estado de "encendido" o "apagado" con mayor rapidez y con un consumo menor de energía que sus contrapartes de silicio, al menos en teoría. De esta manera, una computadora hecha con base en la molibdenita podría ser significativamente más rápida y eficiente energéticamente hablando de lo que permite la tecnología moderna.


En segundo lugar, tal parece que este material es adecuado para su uso en electrónica flexible, lo que abre la puerta a todo tipo de aplicaciones como ropa computarizada e incluso electrónica capaz de conectarse directamente con el tejido humano.

El director del Laboratorio de Electrónica y Estructuras a Nanoescala de Suiza (LANES) Andras Kis, anunció a inicios de la semana que el primer microchip funcional de molibdenita había sido probado exitosamente. El equipo de investigadores construyó un prototipo inicial, colocando de dos a seis transistores seriales. Este prototipo fue capaz de realizar operaciones binarias lógicas básicas, lo que prueba que estos transistores pueden emplearse para fabricar chips de mayor tamaño.

¿Serán estos microchips mejores que los basados en grafeno, otra gran promesa en el campo de la electrónica? Es muy pronto para decirlo aunque la molibdenita ya promete algunas ventajas, sobre todo con respecto a la construcción de transistores más pequeños. Aunque de acuerdo a los científicos probablemente encontremos dispositivos que combinen las ventajas de ambos.




SHARE THIS

Author:

0 comentarios: